18 Abr
  • Por proyectos@fundacionproninoleones.org
  • 573 Views
  • 0 Comentarios

La Maestra Juana Bueno: 50 Años formando futuros

Son muchas las personas que abonan a que tengamos futuro. La familia, la escuela, los vecinos incluso, las instituciones, todos formando un entorno que nos hace encontrarnos o perdernos.

Particularmente cuando la niñez es la primera experiencia en un medio donde todo falta y es necesario, la escuela con sus profesores y alumnos nos hace crecer y olvidar todas las carencias.

En Fundación Pro Niño Leonés sabemos que esto es cierto: nuestros profesores han incidido en cientos de ex alumnos. La Profesora Juana Bueno sigue en activo después de 50 años de docencia con nosotros y queremos hoy retomar su testimonio después de haber reencontrado las historias de miles de ex alumnos nuestros formados por ella.

“Es una enorme satisfacción encontrar a antiguos alumnos, pues al hablarme en la calle empezamos a recordar cuando ellos estuvieron en la escuela…He encontrado ahora a ex alumnos de la Fundación al enterarme que ahora sus hijos están ahora conmigo. Me dicen que ellos les platican a sus hijos (nuestros actuales alumnos) cómo era en su tiempo el estar en mi salón. Me dicen que los entusiasman diciéndoles que van a prender muy bien, así como ellos aprendieron conmigo”.

Al igual que muchos educadores anónimos que construyen futuro en las aulas, la Maestra Juanita se ha mantenido por décadas y diariamente sube a Balcones de las Joyas a trabajar educando a los pobres entre los más pobres.

“Es muy satisfactorio haber conocido a tantos niños necesitados de cariño y saber que yo pude contribuir a que al estar en la Fundación y en especial en mi grupo, sintieran mi protección. Sentí la confianza de los padres de familia al dejarme a sus hijos con la seguridad de que estando conmigo todo estaría bien, que estando en la Fundación eran tomados en cuenta y tratados igual que todos.

Siempre busqué hacerles amena su hora de clases y lograr que así vinieran con más gusto a la escuela y no faltaran tanto, aun cuando sintieran frío, hambre o se sintieran enfermos. ..que las madres de familia sintieran ese apoyo tanto moral como económico en especial cuando tenían una enfermedad y se les llevaba al doctor y se les apoyaba en pagarles los medicamentos.

La satisfacción primordial es darme cuenta que no solo he logrado en varios de ellos el terminar su educación primaria, si no que siguieron preparándose para una mejor forma de vida. Así he platicado ya con licenciados, contadores, ingenieros, obreros calificados y sobre todo que ya son padres o madres de familia con una convicción de vida y con el mismo entusiasmo de apoyar a sus hijos a lograr sus metas. Esto me hace muy feliz: saber que después de cincuenta años aún hay ex-alumnos que me recuerdan…”

www.fundacionproninoleones.org
fundacioproninoleon@hotmail.com

Autor: Dr. José Luis Palacios Blanco

POST TAGS:
    Not Tags
Avatar
Acerca de proyectos@fundacionproninoleones.org

Deja un Comentario